¿Qué textura cosmética es mejor para mi piel?

¿Qué textura cosmética es mejor para mi piel?

En la industria cosmética podemos encontrar tantas cremas y texturas como tipos de piel existen. Por este preciso motivo es muy importante saber las características de los productos para determinar si realmente sirven para nuestro tipo concreto de piel. Debemos tener en cuenta que aplicar un producto inadecuado para nuestra piel, puede ocasionarnos desde irritaciones leves hasta problemas de alergias.

 

Como hemos comentado podemos encontrar en el mercado una extensa variedad de productos de acción tópica para el cuidado de la piel, que van desde las pomadas y las cremas hasta los geles y los ungüentos. Todos ellos pueden ayudarnos a hacer frente a diversos tratamientos cutáneos y también en el mantenimiento de la piel, presente más o menos sequedad o sensibilidad. Frente a tal cantidad de opciones puede llegar a resultar complicado saber que tipo de textura cosmética es mejor para nuestra piel y para sus necesidades, algo que también dependerá de la zona que vayamos a tratar, de si presenta irritación o sufre algún tipo de daño etc.

 

A la hora de elegir un producto u otro, debemos conocer qué tipo de textura podemos encontrar, y éstas en función de la composición grasa y de la proporción de aceite y agua que contengan, las clasificaremos en soluciones de acción tópica de tipo emulsión, ungüentos, pomadas, cremas o geles.

 

El primer tipo de textura cosmética del que vamos a hablar son las emulsiones, las cuales se basan en la composición de dos fases líquidas las cuales no se mezclan entre sí, consiguiendo que una de las fases se disperse sobre la otra en forma de micro-gotas. De este tipo de emulsiones podemos encontrar dos variantes. Si en la emulsión el líquido que se dispersa en forma de gotas sobre el otro es el aceite y el otro agente es el agua, hablaremos de emulsiones O/A. Por otro lado, si esta acción tiene lugar a la inversa, el nombre con el que se las conocerá será emulsiones A/O. Por lo general, las emulsiones suelen ser O/A y son utilizadas en muchos y diversos productos cosméticos en los que se pretende conseguir una textura ligera para que penetre más fácilmente en la piel. Por su parte las emulsiones tipo A/O suelen ser más frecuentes en pomadas para conseguir una mayor y mejor protección.

 

Otro tipo de textura cosmética de las que hemos nombrado son los ungüentos, unos productos de acción tópica que suelen tener una formulación grasa y emoliente. Esta característica hace que no sean un tipo de producto apto para ser usado en zonas donde la piel presente infección. Los ungüentos son especialmente recomendables para pieles que presenten un nivel alto de sequedad, ya que tienen un poder de acción muy profundo.

 

El tercer tipo de textura cosmética que podemos encontrar en productos de acción tópica son las pomadas, las cuales tienen una textura más sólida que la que pueden tener las cremas, y suelen mezclar alguna sustancia de tipo graso con otros ingredientes. Las pomadas acostumbran a ser usadas como medicamentos o como productos cosméticos y suelen tener un contenido más alto en aceite y más bajo en agua. Generalmente son un buen lubricante, gracias a su acción relajante de los tejidos cutáneos. Este tipo de productos con texturas cosméticas en formato pomada son no oclusivos, lo que hace que a la hora de su aplicación nuestra piel pueda respirar de forma adecuada. Las pomadas serán especialmente interesantes para aquellas pieles que hayan sido expuestas a tratamientos o a factores sensibilizantes o que posean algún tipo de irritación, ya que tienen un rango de acción muy profundo y tienen la capacidad de proteger a nuestra piel.

 

Otro de los tipos de textura cosmética que podemos encontrar son las cremas, que son una mezcla entre agua y aceite que según tenga una sustancia encima o la otra, presentará una textura más o menos consistente. Lo mas común es que estas cremas tengan entre un 60% y un 80% de agua, y suelen ser ideales para aplicar en aquellas zonas que presenten inflamación, que estén húmedas y con vello, como pueden ser las axilas. Como poseen un componente de agua, cuando nos las apliquemos sentiremos un efecto refrescante.

 

Por último debemos hablar de la textura cosmética de los geles, unos productos de acción tópica que tienen un aspecto gelatinoso y transparente. Este tipo de texturas tienen una gran cantidad de agua y una parte mucho menor de aceite, haciendo que este tipo de geles se licuen al aplicarlos sobre nuestra piel. Los geles son realmente adecuados para aportarnos alivio en zonas de nuestra piel que estén sensibilizadas o inflamadas.

 

Algunos ejemplos de productos para cada tipo de textura:

 

- OHO EMULSIÓN OLEOHIDRATANTE 380ML, se trata de una emulsión corporal altamente hidratante gracias a su composición rica en aceite de oliva virgen extra.

- AVENE HYDRANCE LIGERA EMULSIÓN HIDRATANTE 40ML, es una emulsión facial hidratante específica para pieles normales o mixtas que consideran tener una piel sensible.

- EUCERIN AQUAPHOR POMADAconsigue suavizar y proteger la piel extremadamente seca, agrietada, irritada y erosionada. Acelera el proceso de regeneración cutánea, además puede aplicarse las veces que se desee en el área a tratar.

- ENDOCARE TENSAGE CREMA 50ML, se trata de una crema facial con acción hidratante y antiedad y efecto tensor inmediato sobre la piel, especialmente recomendada para problemas de flacidez facial.

- HELIOCARE ULTRA SPF90 GEL 50ML,fotoprotector en formato gel ideal para pieles mixtas o grasa, textura ligera de rápida absorción.

_________________

Como siempre, los profesionales de la farmacia online Satisfarma están a tu servicio para ayudarte a resolver tus posibles dudas en relación a qué textura cosmética puede ser más beneficiosa para tu piel. Puedes contactar con nosotros llamando al 608720844 o enviando un mail a experto@satisfarma.com

Deja una respuesta

* Nombre:
* e-mail: (No publicado)
   Web: (URL webhttp://)
* Comentario
Introduce el código